Los beneficios de la actividad física... desde otro punto de vista
SOSTENIBILIDAD

Los beneficios de la actividad física... desde otro punto de vista

Siempre nos planteamos hacer deporte por los beneficios físicos que nos aporta, pero, ¿Alguna vez te has planteado los beneficios a nivel psicológico que aporta la actividad física? Te proponemos un nuevo punto de vista sobre el deporte.

Todos sabemos que el deporte es beneficioso para nuestra salud. En un mundo en el que la información es tan accesible, cualquiera de nosotros sabe que el deporte hace que mantengamos a raya el colesterol, nuestros músculos estén tonificados, mantengamos un peso adecuado, etc.

Pero ¿y desde el punto de vista anímico? De esto se habla menos.

¿Qué pasa por nuestra cabeza cuando hacemos ejercicio y, sobre todo, que pasa cuando no lo hacemos?

Oímos decir, a muchos deportistas profesionales cuando se retiran, que continuarán practicando deporte porque dicen que la práctica de algún deporte (ahora con menor intensidad) forma parte de su modo de vida. Los que hemos hecho algún tipo de deporte siempre sabemos que, cuando no lo podemos hacer, estamos irascibles, agobiados, etc.

Entonces, ¿cómo convencer a los que no lo hacen de que es positivo… ¡¡para su estado de ánimo!!?

Existen artículos que afirman que el deporte o la actividad física son intrínsecos al ser humano. En su origen, nos movíamos para cazar y conseguir el alimento. Cuando lo hacíamos liberábamos adrenalina y sufríamos de un “estrés controlado” que nos permitía salir vivos que aquella actividad.

Pero ahora tenemos todo accesible. Cualquier cosa básica que necesitemos la encontramos en un supermercado.

Ahora, el deporte, permite que toda esa energía que tenemos acumulada en nuestro cuerpo se libere, haciéndonos sentir mejor físicamente, pero, también, psicológicamente, porque conseguimos que el “estrés descontrolado” no se apodere de nosotros.

La gente que practica deporte suele comentar que, los que practican alguna actividad física, tienen un carácter diferente. No entramos en deportes competitivos, porque quizás daría para hablar de justo lo contrario, solo nos referimos a la gente que corre, anda, monta en bicicleta o nada, de forma regular, por el simple hecho de “moverse”.

Se puede llegar a pensar que son gente más calmada, más abierta, más equilibrada, que son capaces de aceptar mejor las cosas que les va deparando la vida. Evidentemente habrá casos de personas con este carácter y que no hayan sudado en su vida, pero, por regla general, se puede pensar que, las personas que practican habitualmente deporte, se pueden identificar con este patrón.

Cuantas veces nos ha pasado que, durante una carrerita por el parque, hemos ordenado las ideas en nuestra cabeza e, incluso, hemos conseguido resolver algún problema que nos tenía locos.

Generalmente nos planteamos hacer ejercicio por adelgazar, conseguir un reto, sentirnos fuertes, pero, si supiéramos la gran terapia psicológica que supone hacer ejercicio, seguramente nos animaríamos a hacer más.

No hace falta practicar una actividad de mucha intensidad. Un paseo a buen paso con nuestra pareja en el que, a la vez podremos hablar de esas cosas que el día a día no nos permite comentar, será suficiente como “terapia”.

Os proponemos plantearos la actividad física o el deporte desde este otro punto de vista, no para sentirnos bien físicamente, que también, sino para que nuestra mente se evada, se relaje y se libere de todas esas cargas del día a día. A nosotros nos funciona.


También podría gustarte

SÍGUENOS EN FACEBOOK

VIDEOS INNOVACIÓN

VIDEOS IFRIDAYS

CONTACTO SACYR

Paseo de la Castellana, 83-85.
28046 - Madrid (España)
Teléfono: +34 91 545 50 00

www.sacyr.com